madrid sur latin festival 2019 - relatos salseros.wordpress.com

Madrid Sur Latin Festival Hotel Spa La Princesa

Volver al índice

He estado en su 4ª y en su 5ª edición, 2019 y 2020, en ambos casos en el social del viernes, y me ha gustado bastante. Ha sido en el Hotel Spa La Princesa.

Ambiente de congreso de alto nivel. El vestuario de la gente, el nivel de baile… y público de todas las edades y estratos sociales. Para mí, ha sido uno de los grandes de Madrid.

Caras conocidas, shows de muchísima calidad. En las 2 ediciones he podido ver a Fernando Sosa y sus Tropical Gem. Después de haber visto infinidad de vídeos suyos, su directo me ha impresionado realmente. En 2019, cuando me iba para casa estaba haciéndose unas fotos con sus chicos, me he acerqué y le dije: Gracias por todo lo que haces por la salsa.

El social se ha dividido en dos salas:

La principal, inmensa, en la que en 2019 hubo un concierto de bachata que permitió bailar con música en vivo, y donde después (en ambas ediciones) sonó 50% salsa y 50% bachata más o menos. La verdad es que el concierto terminó tarde y me quedé un rato después.

Buena salsa, tanto comercial como clásica, como timba.

Otra más pequeña en la que estaban poniendo kizomba hasta el concierto de la sala grande, durante el que han puesto salsa y bachata el rato que he estado. De 2019 diría que Yo diría que en esa segunda sala escuché salsa bastante timbera, pero puede que sea una apreciación muy personal. Desconozco qué sonó en esa segunda sala cuando ha terminado el concierto en la otra.

En 2020 ha habido 3 salas, pero no me he movido de la grande, así que no puedo hablar de las 2 más pequeñas.

Me he llevado muy buena impresión. Es de esos eventos que me gusta que hayan pasado por mi ciudad. Alguna vez que he hablado de eventos por doquier, no me refiero a cosas como esta.

Cuando pasan los años y has estado en unos cuantos eventos, te das cuenta de que algunos tienen grandeza, otros exclusividad, otros el picante de la playa… de este diría que ha tenido grandeza: Grandes salones y mucha gente que sabe bailar y que goza de ello.

Quizás hay que conducir hasta lejos del centro… pero sales con cara de satisfacción, y eso cuenta.