chernobil - relatossalseros.wordpress.com

Chernóbil

No suelo escribir los sábados. de hecho, tengo una publicación a medias para mañana, pero hoy me lo pide el cuerpo. Tanto el sábado pasado, como ayer, he estado en 2 salas de baile que no frecuento últimamente, y en ambos casos, ha sido desolador.

Es como si Maracas hubiese soltado una fuga radioactiva que hubiese fulminado a cualquier competidor que le rodea a 1 km a la redonda.

Ropa y Zapatos 480 x 235

Y cuando digo desolador, me refiero a que no había siquiera chicas con las que bailar. Estoy hablando de ver sitios con 10-12 personas. y en uno de ellos, parece lo habitual, pero otro, hace meses, tenía siempre buen ambiente.

Como no me fio de las fechas que son, me he preocupado de preguntar cómo estaba ayer el circuito, y me han dicho que The Host y Tropical House tenían ambiente (debe ser que no les llega la radiación).

La verdad es que no cabe más que quitarse el sombrero con estos tíos (Maracas)… la sesión tendrá cosas mejorables (hace tiempo que no detallo lo que no me gusta), pero con todo, es un fenómeno a estudiar.

Aunque hoy escribo por una sensación de perplejidad. La de ver cómo salas que cumplen con todo para tener buen ambiente, se quedan con el DJ y conmigo al lado preguntándole por las canciones que me gustan.

Acojona, ¿verdad?. precisamente ayer, cenando con un amigo, nos preguntábamos ¿qué narices pasó en Detroit en su día para llegar a la quiebra?.

No sé si será algo puntual, pero a mí me ha impresionado.

Ropa y Zapatos 500 x 100 (1)